El dilema de elegir entre papel pintado o pintura

El dilema de elegir entre papel pintado o pintura

El dilema de elegir entre papel pintado o pintura
mayo 09
11:50 2018

Cuando llega la hora de darle color y personalidad a las paredes de nuestra casa nos asalta la duda ¿papel pintado o pintura? En el siguiente post te ofrecemos las ventajas que tiene cada uno.

Papel pintado

Si lo que realmente deseas es llamar la atención con motivos estampados, no hay mejor opción que el papel pintado. ¿Qué ventajas tiene?

Gran variedad: El papel pintado admite un amplio número  de colores, diseños y combinaciones. El avance de las nuevas tecnologías te permite incluso utilizar una foto propia para decorar la pared

Oculta imperfecciones: Si tu casa es antigua y esto se refleja en las paredes en forma de defecto, con el papel pintado podrás disimularlo

Resistencia: El papel pintado suele ser más resistente que la pintura que utilizamos en las habitaciones. Los golpes hacen que la pintura se despegue más fácilmente, en cambio el papel pintado es mucho más resistente

Fácil de aplicar: Teniendo cuidado de que no queden bolsas de aire por debajo, únicamente será necesaria una pasada para que el papel pintado quede impecable. Esto supone una reducción de tiempo respecto al que se gasta para pintar las paredes

Pintura

Si buscas una opción más económica, pintar las paredes de tu casa es una actividad más sencilla y en la que emplearás menos dinero. Estas son algunas de sus ventajas:

Permite respirar a la superficie: Si optas por pintar las paredes de tu casa debes saber que es un material que permite que la zona que cubre pueda tomar aire

Sensación de amplitud: Si consigues pintar correctamente las estructuras, podrás conseguir una sensación de mayor espacio en las diferentes estancias de la vivienda

Desinfecta: Pocas personas saben que la pintura tiene una serie de agentes que acaba con todo tipo de ácaros que no están a la vista. Además elimina olores como puede ser el del tabaco

Económico: Con respecto al papel pintado, tomar la decisión de pintar suele afectar menos a nuestro bolsillo, entre otros motivos porque son pocas las herramientas que se necesitan para aplicarla

Ambas posibilidades tienen su lado positivo ¿por qué no te animas a combinar ambas? Una buena opción, y quizás la más acertada, puede ser utilizar un papel pintado que le dé un toque distinto a la estancia, mientras que el resto de paredes puedes pintarlas de un tono que encaje a la perfección con el papel.

Al final todo es cuestión de gustos. Elijas papel o pintura, lo más importante es que tú estés contento y des tu toque personal a la vivienda.

Artículos relacionados

0 comentarios

No hay comentarios

No hay aún comentarios, ¿quieres dejar uno?

Deja un comentario

Escribe un comentario

Tu dirección de e-mail no será publicado.
Los campos obligatorios están marcados *