Todo lo que debes saber sobre la nueva ley hipotecaria

Todo lo que debes saber sobre la nueva ley hipotecaria

Todo lo que debes saber sobre la nueva ley hipotecaria
enero 18
09:00 2018

El Gobierno ha aprobado el Proyecto de Ley de Crédito Inmobiliario, más conocido como la nueva ley hipotecaria. Esta norma, que podría entrar en vigor en el primer semestre de 2018, tiene dos objetivos: dar transparencia al consumidor y seguridad jurídica a la banca en materia hipotecaria, y transponer a la normativa española la directiva que rige en Europa.

La nueva ley hipotecaria llega con cambios, sobre todo para los préstamos que se firmen tras su puesta en marcha. Por ejemplo, la obligatoriedad del cliente de acudir a un notario antes de firmar el contrato para garantizarse de que su préstamo se ajusta a la legalidad, una limitación a las comisiones que aplican los bancos, la posibilidad de convertir las hipotecas variables en fijas o una lista de cláusulas abusivas. Para los abogados, este punto es el más controvertido, mientras que los economistas alertan de un encarecimiento de las futuras hipotecas.

Así te afectará la nueva ley hipotecaria.

En este artículo vamos a intentar enumerar las principales novedades de la legislación y como afectan éstas a todas las personas que tengan o quieran contratar una hipoteca.

Aumento de los umbrales de impago.

El ejecutivo pretende flexibilizar los márgenes de impago antes de que el banco pueda dar la orden de vencimiento anticipado del préstamo. Durante la primera mitad del contrato, el cliente no podrá acumular una deuda superior al 2% del total del préstamo. Por el contrario, a partir de la segunda mitad del crédito este número se duplica hasta el 4%. Sólo cuando se superen estas cifras, la entidad bancaria podrá ejecutar el vencimiento del préstamo, un paso previo al desahucio.

Rebaja del precio por cambiar la hipoteca de variable a fija

Otro de los objetivos del Gobierno con la nueva ley hipotecaria es promover las hipotecas con un tipo de interés fijo. De esta forma, la nueva Ley Hipotecaria establece una rebaja del precio para cambiar la hipoteca de variable a fija. Según la nueva legislación, el cliente y el banco deberán acordar esta operación.

Mayor transparencia antes de la firma de la hipoteca

Para evitar los errores que se cometieron en el pasado, esta nueva normativa obligará a los notarios y a las entidades financieras a ser más transparentes con el cliente. Así pues, el notario deberá citarse con el cliente potencial antes de la firma de la hipoteca. En esa reunión, el notario deberá explicarle al consumidor y dejar por escrito todas las cláusulas que componen el contrato.

Además, otra de las principales novedades de la nueva ley hipotecaria en este aspecto es que el Gobierno obliga a los prestamistas a analizar profundamente la solvencia de sus clientes, una práctica poco habitual anteriormente.

Un contrato más sencillo

Con tal de mejorar la transparencia y para evitar malentendidos, la nueva Ley Hipotecaria aboga por un modelo de contrato sencillo, estándar y transparente en el que se incluyan diferentes posibilidades, como por ejemplo, qué supone el tipo de interés fijo o variable y cuánto puede cambiar la oferta del banco.

Evitar las cláusulas abusivas

Aunque el ejecutivo prometió elaborar una lista que incluyera todas las cláusulas consideradas abusivas, en este proyecto de ley no figura esta lista. Sin embargo, la nueva legislación no permite a los notarios incluir las cláusulas abusivas como las “cláusulas suelo” o las “cláusulas techo” en el contrato de la hipoteca. Por otro lado, los jueces estarán en disposición de decretar la nulidad de dichas cláusulas cuando se proceda a la ejecución del préstamo hipotecario.

No habrá más ventas de productos paralelos

La nueva Ley Hipotecaria prohíbe rotundamente la inclusión de otros productos en la contratación de las hipotecas. De esta manera, el ministerio pretende evitar situaciones como la de los afectados por las preferentes u otros productos de los que el cliente no tenía constancia.

Esta nueva legislación también establece que todas las ventas de productos como seguros del hogar, fondos de pensiones o tarjetas de crédito deberán realizarse paralelamente a la contratación del préstamo hipotecario.

Artículos relacionados

0 comentarios

No hay comentarios

No hay aún comentarios, ¿quieres dejar uno?

Deja un comentario

Escribe un comentario

Tu dirección de e-mail no será publicado.
Los campos obligatorios están marcados *