Ahorra este invierno en tu casa con la calefacción de bajo consumo.

Ahorra este invierno en tu casa con la calefacción de bajo consumo.

Ahorra este invierno en tu casa con la calefacción de bajo consumo.
diciembre 05
09:56 2016

El invierno ha llegado de lleno y seguro que tienes puesta la calefacción a tope porque tienes la punta de los pies congelados. O lo mismo ni la has encendido porque tienes miedo de que a finales de mes te llegue una factura con una cifra estratosférica que no te esperabas. Tranquilo, en este artículo te contaremos algunas cosas que puedes hacer para que te ahorres un dinerillo este invierno con calefacción de bajo consumo.

Los precios relacionados con la energía y la calefacción no son precisamente baratos en España. Una  calefacción de bajo consumo en invierno es de vital importancia para nuestros hogares. Y esta es posible sin la necesidad pasar frío apretándote el cinturón.

¿Cómo? La tecnología ha avanza y del mismo modo que se hacen bombillas halógenas de bajo consumo también se han desarrollado radiadores de bajo consumo. La gran ventaja que tienen estos aparatos es que pueden mantener el calor durante más tiempo debido que al desconectarlos tardan más en enfriarse.

Esto se traduce en un gran ahorro, ya que podemos encenderlo unas horas y luego desconectarlo sin preocuparnos de que al instante se enfriará y nos volverá a dejar con los pies congelados. El secreto está en el rendimiento, que es mayor que otros radiadores, del emisor de fluido que funciona por inercia térmica y esto hace que se caliente y tarde un tiempo en enfriarse.

Sin embargo, tenemos que destacar que para optimizar más aun tu vivienda y evitar que el calor se escape antes es fundamental seguir estos consejos:

  • Lo primero que debes hacer es instalar un termostato en casa para tener controlada la temperatura. Son muy baratos y se pueden adquirir en cualquier tienda. De esta forma podremos acertar de manera exacta con la temperatura ideal y conseguir una calefacción de bajo consumo.
  • Regula la calefacción. Si eres de los que se pasa fuera de casa 10 horas al día no dejes la calefacción encendida todo el día. De nada serviría un radiador de bajo consumo si se queda las 24 horas encendida en casa. En todo caso, enciéndela al llegar o (si puedes) prográmala una hora antes de tu hora de llegada. Evita calentar habitaciones que no uses y no olvides apagarla por la noche, que ya habrá acumulado algo de calor durante el día.
  • A lo largo de las horas de luz lo mejor que puedes hacer es subir las persianas para que el sol entre de lleno en nuestras casas. Al atardecer no debes olvidar de bajarlas todas y correr las cortinas, así evitarás que se pierda el calor acumulado durante el día. También puedes instalar un buen sistema de aislamiento en las ventanas. El doble cristal reduce considerablemente la pérdida de calor.
  • Comprueba qué tan aislada está tu casa. Según un estudio del Instituto para la Diversificación y Ahorro de la Energía las pérdidas de calor se encuentran en las ventanas. Un 30% de las necesidades de calefacción de un hogar se deben a que este mismo pierde calor por las ventanas. ¡Revisa el aislamiento y no pases frío!
  • Un último consejo que podemos darte para optimizar tu casa y que de esta forma le puedas sacar un mejor partido a la de calefacción de bajo consumo es algo tan sencillo como: ¡Abrigarse! Sabemos que a muchas personas les resulta más cómodo pasearse por casa en ropa interior o en camiseta… ¡Evítalo! Y ya verás que te ahorrarás bastante en la factura de fin de mes.

¿Te han parecido útiles estos consejos? ¡Pruébalos! Y ya nos contarás si te han resultado útiles y si al final de mes te resulta un ahorro la calefacción de bajo consumo.

Artículos relacionados

0 comentarios

No hay comentarios

No hay aún comentarios, ¿quieres dejar uno?

Deja un comentario

Escribe un comentario

Tu dirección de e-mail no será publicado.
Los campos obligatorios están marcados *